29.1.09

Tormenta

Los oscuros nubarrones
presagian una tormenta,
se aproxima con sigilo,
dejando la puerta abierta.

A lo lejos se oyen truenos,
los relámpagos se acercan,
temiendo que llegue un rayo
de empujón cierra la puerta.

Oye correr ese río
como vino por sus venas,
deja pasar los minutos
hasta que a su cauce vuelva.

Llegando la madrugada,
esas nubes ya se alejan,
de aquellos truenos enormes
no sabe... no se acuerda.

A la mañana siguiente
sale el sol un día más
las horas siguen rodando,
la tormenta llegará.

5 comentarios:

MARIO ALONSO dijo...

Después de la tormenta, suele llegar la calma...

Gracias por seguirme, aunque no me hayas escrito... pero siempre se agradece, de verdad.

Me gusta la imagen que ilustra tu poema.

Un besote.

Paqui dijo...

Hola Mario:
Gracias por leer mi poema, te agregé para entrar después, soy fanática de la poesía. Ahora si que he podido leerlas (algunas), las que llevo me han gustado mucho. Te seguiré.
Saludos.

Paqui dijo...

HOLA A TODOS:

Gracias por vuestros comentarios en mi ausencia. Me iré poniendo al día poco a poco. Lo he pasado muy bien en mi Málaga pero aun me queda la nostalgia de ver a toda la familia junta en el 84 cumpleaños de mi padre. He recargado "pilas" para una temporada. Besos para todos.

Paqui dijo...

Hola Lelo:
Hace tiempo que leí algo tuyo y me gusto mucho,
gracias por leer mis poemas y a ver si algún día nos conocemos que vivimos muy cerca.
Quizas ya nos conozcamos y no lo sabemos.
Un beso

La Lelo dijo...

Hola Paqui...
No sé si nos conoceremos,
supongo que vives en benidom...
por que mi hija me ha hablado de ti.

Es un placer poder compartir afinidades... espero seguir encontrandonos almenos por aqui.
Un saludo con cariño...Consuelo.